top of page
Buscar

La Pornografía, La Empresa que te Cambia a Medida que se Cambia a sí Misma.


La batalla contra el tráfico sexual y la pornografía continúa exigiendo nuestros esfuerzos colectivos para fomentar una sociedad basada en el respeto y la decencia. Si bien logramos victorias ocasionales, es vital profundizar en los factores subyacentes que impulsan a las personas a participar en el sórdido ámbito de los servicios sexuales. En particular, una investigación reciente realizada en Suecia en la que participaron 6.048 hombres suecos ha sacado a la luz una conexión desconcertante entre la pornografía y el tráfico sexual (Deogan et al., 2020). Este hallazgo debería ser un llamado de atención a la sociedad, persuadiendonos a cultivar una mayor conciencia y responsabilidad con respecto al material explícito. Es de esperar que al advertir y educar a otros sobre los efectos devastadores del consumo de pornografía podamos ser una fuerza salvadora unos para otros.


Al aventurarse en el ámbito del entretenimiento para adultos después de la prohibición del tráfico sexual en 1999. Los investigadores suecos descubrieron en 2020 que las personas que consumen habitualmente contenido pornográfico, particularmente a diario, tienen tres veces más posibilidades de participar en encuentros sexuales pagados.

Este sorprendente hallazgo sugiere que la influencia de la pornografía va más allá del mero entretenimiento como ver una caricatura, sino que ejerce un impacto profundo y más insidioso en nuestra percepción de la sexualidad humana. Es esencial comprender que, si bien no todos los consumidores de pornografía participan en el tráfico sexual, la exposición excesiva y repetitiva a material explícito puede generar transformaciones conductuales negativas, a menudo sin que el individuo lo sepa.

 

Las emociones fuertes y los compuestos químicos que nos impulsan a la atracción y la sexualidad durante muchas generaciones han sido una fuerza para la propagación y la influencia continua de la humanidad; sin embargo, como se ve en esta investigación, estos mismos placeres de la atracción pueden ser un arma de doble filo, formando una adicción que nos quita la capacidad de actuar libremente por nosotros mismos. Esto es especialmente perjudicial para quienes se sienten solos o insatisfechos con su vida sexual. Las probabilidades de haber pagado alguna vez por sexo eran 1,7 veces más probables para los hombres que no estaban satisfechos con su vida sexual, 2,8 veces más probables para los hombres que informaron haber tenido menos relaciones sexuales de las que les gustaría, y 5 veces más probable para los hombres que alguna vez habían buscado o conocido parejas sexuales en línea (NCOSE, 2022).

 

A la luz de estos hallazgos, es imperativo que tomemos medidas y fomentemos una sociedad que valore el respeto, la decencia y las actitudes saludables hacia la sexualidad humana. Debemos reconocer los posibles efectos nocivos de la exposición excesiva y repetitiva a materiales explícitos y asumir la responsabilidad de nuestro propio consumo. Es crucial educarnos a nosotros mismos y a otros sobre las conexiones entre la pornografía y el tráfico sexual, y abogar por regulaciones más estrictas y apoyo a las víctimas. Unamos fuerzas para combatir las fuerzas insidiosas que perpetúan el tráfico sexual y la pornografía, y trabajemos por un futuro en el que cada individuo sea tratado con dignidad y compasión. Juntos podemos marcar la diferencia y crear un mundo donde la explotación y la cosificación sean reemplazadas por la empatía y el empoderamiento.




Referencias:

Are men who buy sex different from men who do not?. NCOSE. (2022, April 15).

different-from-men-who-do-not/

Deogan, C., Jacobsson, E., Mannheimer, L., & Björkenstam, C. (2020). Are men who buy

sex different from men who do not?: Exploring sex life characteristics based on a

randomized population survey in Sweden. Archives of Sexual Behavior, 50(5), 2049–

2055. https://doi.org/10.1007/s10508-020-01843-3

Mandala rosette kaleidoscope - free image on Pixabay. (n.d.-c).





0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Komentar


bottom of page